La casualidad no existe, lo que se presenta
como casualidad surge de las fuentes más profundas del destino.

Videntes, tarotistas, cartomantes, adivinas... tenemos mil nombres y una sola función; descifrar el mensaje de las cartas para quien quiera conocer su destino.

Tarot y videncia en el 806 43 00 41

El tarot es una baraja compuesta de 78 cartas, divididas en arcanos mayores y menores que, al colocarlas de una forma determinada sobre la mesa, permite practicar el arte de la adivinación. Pero ese arte de adivinación no está sujeto a los naipes, sino a la interpretación que se hace de ellos, a la visualización de lo que nos quieren decir con su colocación, para lo que se necesita un don especial que no todo el mundo posee; el don de la videncia.

El arte de la adivinación está a veces menospreciado o infravalorado cuando se entiende que es una actividad que cualquiera puede realizar con un mínimo de preparación. La cartomancia es una forma de adivinación que se basa en el empleo de las cartas, entre las que se encuentran las del tarot, para interpretar las revelaciones que la disposición de las mismas muestran al tarotista.

Pero la videncia no consiste únicamente en conocer lo que representa cada uno de los símbolos dibujados en las cartas, ni siquiera llegar a comprender la interpretación de los mismos según la tirada realizada. Para que una consulta a las cartas sea eficaz y pueda ofrecer un resultado óptimo, tiene que ser respondida por alguien con conocimientos y preparación, sí, pero sobre todo, por alguien que tiene ese don especial para ver e interpretar el futuro.

El tarot se convierte en el medio, el instrumento, la vía mediante la cual, la vidente puede captar los mensajes ocultos, canalizar su propia energía interior para dar respuesta a las múltiples preguntas de quien recurre a su arte.

Tal vez, la adivinación a través de las cartas del tarot resulte más fácil o asequible, a priori, ya que puedes encontrar información relacionada con ello en múltiples medios. A un solo “click” puedes hallar innumerables explicaciones de lo que significada cada uno de los arcanos, de cómo interpretar su posición en una tirada, de lo que puede variar su explicación en función de cómo esté intereactuando con otras cartas, de cómo realizar una tirada sencilla y cómo disponer las cartas sobre la mesa. Algo similar a la cartomancia puede ocurrir con la quiromancia, la que realiza una lectura de las líneas de la mano para ver el futuro. Seguro que alguien se ha atrevido, en alguna ocasión, a leerte la mano, o has consultado algún libro o web que te ha dicho lo que significa cada una de las líneas dibujadas en tu palma. Pero eso no implica que te estén ofreciendo una revelación acertada.

Sin embargo, no ocurre lo mismo para otras artes adivinitorias como la austromancia (adivinación mediante el aire), la hidromancia (mediante el agua), la piromancia (adivinación versada en el fuego), etc. Se trata de unas técnicas menos conocidas y más difíciles de explicar a las personas con escasos conocimientos o recursos, dispuestas a adentrarse en el mundo de la adivinación.

En cualquier caso, teniendo acceso a los secretos más ocultos de las técnicas de adivinación, obteniendo fácilmente consejos, pautas y trucos para ponerlas en práctica, ninguna de ellas tiene el menor sentido si no se posee esa gracia especial, ese don mágico que puede ayudar, realmente, a aquellas personas que consultan a un vidente.

Quienes se dedican a este oficio de una manera seria, responsable y profesional, han podido experimentar esa peculiar cualidad que pueden haber sentido desde la infancia, sin saber que realmente se trataba de un intenso poder que podía llegar a convertirse en una gram fuente de energía, en una útil herramienta para poner al servicio de la gente y ayudarles a resolver importantes problemas de su vida.

La videncia es un don que, como cualquier otra virtud o cualidad, puede mejorar con el tiempo, con la práctica y el conocimiento. Pero no se adquiere estudiando u obteniendo un título. El poder de la adivinación es un don innato, que los buenos y las buenas tarotistas lo emplean para hacer el bien.

Contáctame

Si quieres recibir información sobre los servicios que te ofrezco, pedir cita o quieres hacerme una sugerencia puedes ponerte en contacto conmigo a través del siguiente formulario.